Abogado Laboralista en Málaga
Consulta On-line
CONTACTE CON NOSOTROS

Abogado laboralista en Pujerra

No importa el tipo de contrato que el operario haya acordado con el amo, debe de saber que puede irrumpir el pacto en cualquier momento. Solo debería de tener en cuenta 2 cosas importantes, previamente saber que la respuesta tomada por el obrero sea una consulta libre y propia en donde el director jamás haya presionado ni intervenido en la decisión tomada y luego que dicha medida tomada por el jornalero tiene que ser informada a la fábrica antes de alejarse de su tarea.

Si el amo por diversos motivos exigiera al trabajador a sellar la baja voluntaria el empleado siempre deberá de abandonar tal situación y bajo ningún concepto firmar, así como tampoco el empleado deberá de reclamar la baja voluntariamente aún si las relaciones personales no sean tan cordiales como hace tiempo o se haya generado algún impago en la nómina. hay otras maneras legales de solucionar tal realidad y así el obrero no tenga contratiempos a la hora de poder obtener la ayuda conveniente y poder demandar el paro.

La comunicación la realizará el asalariado al gerente mediante una notificación y siempre con dúplica. Una de las copias será entregada al director y otra para el trabajador la cuál antes habrá sido aprobada por la fábrica. Si la fábrica se negase a certificarla por cualquier razón, el operario puede expedirla mediante burofax.

Exceptuando que el jornalero estuviese en la etapa de prueba, la notificación se desarrollará con el adelanto que obligue el Convenio Colectivo o quizá se acordó alguno en el acuerdo laboral. Si por casualidad no hubiese tiempo de preaviso ni en el pacto firmado ni en el tratado, admitiremos lo que implanta el Estatuto de los trabajadores que son 15 días.

Habrá que tener en cuenta que, si el obrero no cumple con la fase de preaviso, el amo puede disminuir la cantidad económica de la prestación los días que infrinjan del preaviso o también solicitárselos, en el sospechoso caso en los que la compensación supere a la liquidación.

El obrero no debería de pasar por alto que puede retractarse de la baja voluntaria quepropuso aunque se encontrase en la fase de preaviso ya que el contrato laboral, entre productor y fábrica, sigue vigente.

Con respecto a la liquidación final el director deberá de presentar al obrero la propuesta de pago el último día de faena en la fábrica. Si el trabajador está en desavenencia con tal proposición tendrá que: fecharlo, autentificarlo y poner no conforme. Debería de conocer que si esto ocurriese no podrá percibir la prestación pero si podrá pedir lo que la empresa tiene que costearle.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE